Categories

Archivos

El Oso Pardo, en Peligro de Extinción

Devocional adventista para adoslescentes 2022

Luego dijo Dios: «Produzca la tierra seres vivientes según su especie: bestias, serpientes y animales de la tierra según su especie»

Génesis 1: 24, RV95

El 25 de mayo de 1975, el oso pardo fue clasificado oficialmente en los Estados Unidos como especie amenazada. Aunque fue el rey indiscutible de la naturaleza en gran parte de Europa, Asia y América del Norte, ahora necesita ser protegido porque está en peligro de extinción.

Antes de que los colonizadores empezaran a invadir su territorio, los osos pardos habitaban la mayor parte de Estados Unidos al oeste del Misisipi, desde México hasta el Círculo Polar Ártico. Su única amenaza habían sido los nativos americanos, que a veces cazaban al gran oso como prueba de fuerza y para conseguir sus largas garras, apreciadas como símbolo de estatus. Debido al temible tamaño del oso pardo y a su naturaleza agresiva, los primeros exploradores europeos del Oeste dejaron constancia en sus diarios de sus encuentros con las bestias. Durante su expedición al Pacífico, Lewis y Clark lucharon y mataron a muchos osos y quedaron asombrados por su impresionante velocidad y su fuerza.

Con la colonización del Oeste, la caza del oso pardo, junto con la destrucción de su hábitat, provocó una gran reducción en su número. En la época en que California adoptó su bandera estatal adornada con la imagen de un oso pardo, se calcula que el estado albergaba 10,000 de estos osos. Desde entonces, han desaparecido del estado, y también de sus hogares nativos en Texas, Nebraska, Oklahoma, Kansas, Arizona, Nuevo México, Oregon, Utah, las Dakotas, y probablemente Colorado y Washington.

En la década de 1970, fuera de Alaska, solo quedaban pequeñas poblaciones de osos pardos en algunos bosques aislados y parques nacionales de Montana, Idaho y Wyoming. Probablemente queden menos de 1,000 osos pardos en los 48 estados meridionales. Aunque es fácil entender por qué los planes del gobierno de reintroducir la especie en dos áreas silvestres de Idaho y Washington han suscitado controversia, el futuro de los osos pardos dependerá de la voluntad de la gente de compartir el hábitat con ellos.

El oso pardo está saliendo del peligro de extinción, pero otros seres vivos no han tenido tanta suerte. Al considerar la extinción de criaturas como los pájaros dodo, los periquitos de Carolina o las palomas mensajeras, ¿qué consideras importante para esta tierra y sus habitantes?

Bradley Booth ha enseñado en escuelas adventistas de los Estados Unidos, África, Rusia y Tailandia. Actualmente es el director de The Story Tellers Ministry, que ayuda a enseñar el arte de escribir historias antiguas que siguen siendo importantes hoy. La oración del Dr. Booth es que sus libros inspiren a los lectores a mantenerse de parte de Jesús tanto en los buenos como en los malos tiempos.