Categories

Archivos

¡Qué arriesgado!

Devocional adventista para pequeños 2022

Versículo para hoy:

El prudente ve el peligro y lo evita; el imprudente sigue adelante y sufre el daño.

Proverbios 27: 12

UN DÍA MI ABUELITA nos llevó a recoger mangos de sus árboles. Al agarrar uno del suelo, me di cuenta de que había un gusano que caminaba de prisa. Lo estuve observando, ya que nunca había visto un gusano peludo y eso me causaba un poco de miedo. Llamé a mi primo para que lo viera, pues mis ojos infantiles no daban crédito de que algo así existiera. Él acercó su mano para tomarlo, pero mi abuelita llegó en ese momento y nos dijo que no lo hiciéramos, porque tenía espinas venenosas debajo del pelo, que causaban calentura. Nos dijo que se llamaba gusano azotador.

Al escuchar a mi abuelita me alejé de ahí, pero mi primo no estaba muy convencido de eso. De pronto escuchamos un grito terrible y al voltear vimos que mi primo agitaba su mano. ¡Había tocado al gusano peludo! Ahora mi abuelita corría para buscar una cinta adhesiva y quitarle las espinitas venenosas de su mano. Luego le untó algunos remedios caseros, que no quitaron completamente el ardor. Y la calentura comenzaba a aparecer. Tuvimos que llevarlo al doctor para que le diera medicinas. ¡Pobre primo! Sí que la pasó mal ese día, por ser arriesgado.

Querido amiguito, Jesús desea que seamos precavidos; por eso nos dejó instrucciones para que vivamos felices. Las puedes encontrar al abrir su santo Libro.

Oración: Jesús, deseo prestar atención a tus instrucciones. Amén.

¡Hola! Soy Vanessa. ¡Me encanta trabajar con niños! Por eso soy maestra de primaria en una escuela de México. Espero que disfrutes cada día de las meditaciones de este devocional que he preparado con cariño para ti.