Categories

Archivos

Escaleras y escalones

Devocional adventista para menores 2022

¿Cómo escaparemos nosotros si descuidamos una salvación tan grande?

Hebreos 2: 3

Es muy raro encontrar edificios públicos en los que no encontremos al menos una escalera. Las hay en hospitales, municipios, hoteles y escuelas. Las a escaleras se utilizan desde tiempos remotos en todo tipo de construcciones. Una de las más bellas es la de Plaza España, en Roma, Italia. Tiene 135 peldaños en un descenso de 34 metros, que los turistas usan para llegar a la iglesia que está en el extremo o simplemente para sentarse y descansar.

Recuerdo que en París estuvimos a punto de subir la Torre Eiffel, pero cuando llegamos al ascensor, la fila era muy larga. Entonces pensamos en subir a pie, pero los 1.665 escalones nos hicieron desistir.

Las escaleras mecánicas son una interesante solución, pero reconozcamos que no abundan. Hay escaleras metálicas, de madera, de piedra o de mármol.

Cuando alguien quiere alcanzar una meta, se habla de subir escalón por escalón, por ejemplo: “10 escalones para alcanzar la felicidad». Hoy ascenderemos juntos los siete peldaños de la salvación. Dios fue bueno poniendo pocos «escalones”. ¡Jesús ya hizo todo cuando murió por nosotros en la cruz!

1er escalón: Acepta la gracia inmerecida de Jesús. Efesios 2:8 nos dice que somos salvos por gracia. ¡Agradécela!

2° escalón: Mantén viva la fe. La Biblia dice que la fe es por el oír la Palabra de Dios. Léela cada mañana de cada día.

3er escalón: Confiesa tus pecados, es bueno para el alma. Permite que Jesús te limpie de toda maldad pues «él es fiel y justo” (1 Juan 1:9).

4° escalón: Arrepiéntete. El que oculta sus pecados no prosperará (Prov. 28:13). No hagas esperar a Jesús aunque él es paciente. Apártate del mal y alcanzarás su misericordia.

5° escalón: Pide el bautismo. El que crea en él y sea bautizado será salvo (Mar. 16:16).

6° escalón: Clama por el Espíritu Santo. Sin él no podemos ser de Cristo (Rom. 8:9). Cuando Jesús se fue al cielo prometió que vendría alguien como él, y nos envió al Consolador, el Santo Espíritu. Pídelo diariamente.

7° escalón: Permanece en Cristo. “Separados de mí nada podéis hacer”, dice Juan 15:5.

¡Persevera y sé diligente en tu salvación!

Mirta

Lecturas devocionales para menores escrita por: Gabriela Ruth Brizuela de Graf, Ninayette Galleguillos Triviño, Magaly Tuesta Viveros de Alaña, Mirta de Samojluk y Cinthya Samojluk de Graf.