Categories

Archivos

Un buen amigo

Matinal para Menores 2024

Y si uno de ellos cae, el otro lo levanta. ¡Pero ay del que cae estando solo, pues no habrá quien lo levante!

Eclesiastés 4: 10

Cuando estabas aprendiendo a andar, seguramente te caías muchas veces y puede que necesitaras ayuda para volver a levantarte. Puede que dijeras algo como: «Lo hago yo» o «por mí mismo». Nos gusta ser independientes desde pequeños. Queremos hacer las cosas por nuestra cuenta, pero no siempre puedes hacerlo todo tú solo; a veces, necesitarás ayuda.

Jean King era una científica de éxito cuando enfermó de tuberculosis en la columna vertebral. Aunque mejoró, tuvo que pasar el resto de su vida en una silla de ruedas. Necesitaba ayuda para cosas tan sencillas como recoger un bolígrafo del suelo o encender una luz. Así que empezó a entrenar a su perra, Shantih, para que la ayudara a sustituir a sus piernas. Jean tuvo tanto éxito con Shantih que ha adiestrado a otros «perros independientes». Una vez adiestrados, Jean los entrega a personas que, como ella, necesitan un poco más de ayuda.

Michele tiene una parálisis cerebral de nacimiento, pero gracias a su perro Noble, tiene a alguien que le abre las puertas. El perro también pulsa los botones del ascensor y le ayuda cuando Michele compra algo en un mostrador alto de las tiendas.

Steve es un enfermo de Parkinson, solía caerse 90 veces al día. No podía mantener el equilibrio, pero gracias a su perro Rocco, Steve se cae tan solo 8 veces al día. Pueden parecer muchas, pero es una GRAN diferencia para él.

Jenelle es una estudiante universitaria, que tiene un problema en los músculos que le dificulta caminar; pero su perro Kramer le ayuda a tirar de su silla de ruedas por el campus y a subir rampas empinadas.

Los animales son unos amigos increíbles. Tú también puedes ser un buen amigo. Puedes ayudar a los demás, escuchar sus problemas, animarlos, orar con y por ellos, y puedes hacer algo tan simple como ayudar a tus amigos a levantarse cuando se caen.

- Vicki Redden se graduó en 1996 de la Universidad Adventista del Sur. Ella y su esposo, Ron, ambos niños en el fondo, tienen 11 sobrinos y sobrinas (¡al último recuento!) y dos perros: Molly y Alix. Ella está atenta a los héroes de Dios desde su hogar en Maryland.

- Dee Litten Reed creció en una granja en Virginia, rodeada de los animales de granja habituales, así como de algunas criaturas salvajes que rescató. Le encanta visitar zoológicos y acuarios con su nieto, Tommy, y observar ballenas navegar por la costa de Ventura, California.

- Joelle Reed Yamada se tomó un año libre de dar clases de religión en la escuela secundaria para viajar sola por el mundo. Ella y su marido, Brent, viven en una granja lechera en Inglaterra, donde ella enseña psicología y está aprendiendo todo sobre cómo ser una granjera inglesa. Se esfuerza mucho por mantener a su perra, Nala, fuera de problemas.